Frases de Gandhi

Mahatma Gandhi fue un abogado, político y pensar indio. Además, su profunda espiritualidad lo llevó a reflexionar acerca de Dios, la humanidad y los cambios que eran necesarios para lograr un mundo mejor. Aquí, algunas de sus frases más inspiradoras.

1. Dios no ha creado fronteras. Mi objetivo es la amistad con el mundo entero.

2. Aquel que se confía a dios deja de temer a los hombres.

3. Nuestra recompensa se encuentra en el esfuerzo y no en el resultado. Un esfuerzo total es una victoria completa.

4. Realmente soy un soñador práctico; mis sueños no son bagatelas en el aire. Lo que yo quiero es convertir mis sueños en realidad.

5. Un hombre no puede actuar con acierto en un nivel de su vida si está ocupado actuando desacertadamente en otro. La vida es un todo indivisible.

6. Si quieres cambiar al mundo, cámbiate a ti mismo.

7. En la actualidad la gente sólo se preocupa por sus derechos. Recordarle que también tiene deberes y responsabilidades es un acto de valor que no corresponde exclusivamente a los políticos.

8. Nunca hay que pactar con el error, aun cuando aparezca sostenido por textos sagrados.

9. La voz interior me dice que siga combatiendo contra el mundo entero, aunque me encuentre solo. Me dice que no tema a este mundo sino que avance llevando en mí nada más que el temor a Dios.

10. Perdonar es el valor de los valientes. Solamente aquel que es bastante fuerte para perdonar una ofensa, sabe amar.

11. La tristeza de la separación y de la muerte es el más grande de los engaños.

12. Cuando todos te abandonan, Dios se queda contigo.

13. La fuerza no proviene de la capacidad física sino de una voluntad indomable.

14. Lo más atroz de las cosas malas de la gente mala es el silencio de la gente buena.

15. La verdadera educación consiste en obtener lo mejor de uno mismo. ¿Qué otro libro se puede estudiar mejor que el de la Humanidad?.

16. Ojo por ojo y todo el mundo acabará ciego.

17. Dicen que soy héroe, yo débil, tímido, casi insignificante, si siendo como soy hice lo que hice, imagínense lo que pueden hacer todos ustedes juntos.

18. Puesto que yo soy imperfecto y necesito la tolerancia y la bondad de los demás, también he de tolerar los defectos del mundo hasta que pueda encontrar el secreto que me permita ponerles remedio.

19. No escuches a los amigos cuando el amigo interior dice: ¡Haz esto!.

21. Podrán golpearme, romperme los huesos, matarme, tendrán mi cadáver, pero no mi obediencia.

22. No hay camino para la paz, la paz es el camino.

23. El hombre no posee el poder de crear vida. No posee tampoco, por consiguiente, el derecho a destruirla.

24. Llamar a las mujeres el sexo débil es una calumnia; es la injusticia del hombre hacia la mujer.

25. Todas las religiones son caminos diferentes que convergen al mismo punto.

26. La felicidad es cuando lo que piensas, lo que dices y lo que haces están en armonía.

27. No te puedo enseñar la violencia, porque yo no creo en ella. Lo único que puedo enseñarte es a no bajar la cabeza ante nadie, incluso a costa de tu vida.

28. Me opongo a la violencia porque cuando parece que hace bien, ese bien es sólo temporal, el mal que hace es permanente.

29. La indolencia es un estado encantador pero angustioso, tenemos que estar haciendo algo para ser felices.

30. La fuerza no proviene de la capacidad física. Viene de una voluntad indomable.

31. El débil nunca puede perdonar: el perdón es atributo de los fuertes.

32. Una onza de práctica vale más que toneladas de prédica.

33. Sé el cambio que quieres ver en el mundo.

34. Cada vez que te enfrentes a un enemigo, conquístalo con amor.

35. La tierra proporciona lo suficiente para satisfacer las necesidades de todos los hombres, pero no la codicia de cada hombre.

36. La diferencia entre lo que hacemos y lo que somos capaces de hacer bastaría para solucionar la mayoría de los problemas del mundo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada